Dios toca a tu puerta

 

"He aquí, yo estoy a la puerta y llamo, si alguno oye mi voz y abre la puerta, entraré a él y cenaré con él y él conmigo." Apocalipsis 3:20  

Blog

Adorar es una actitud...

Publicado el 15 Ee marzo Ee 2013 a las 23:50

La adoración es una actitud de nuestro corazón; es reconocer la misericordia y la gracia de Dios para nosotros, es reconocer lo que Dios es y lo que ha hecho por nosotros. Es entender que sin él estaríamos perdidos. En este sentido la adoración es un estilo de vida.

Por eso es que el mejor adorador será siempre aquel que reconoce de donde lo sacó el Señor y que sin él está perdido, aquel que recuerda su pasado y sabe que sentarse a la mesa del Señor es un privilegio inmerecido. La mejor adoración siempre brotará de un corazón agradecido.

Adoración es intimidad.

Para mucha gente el adorar es incómodo y hasta cansado, pero cuando has conocido a Dios en la intimidad, serás un excelente adorador y tu adoración estará llena de gozo y deleite.

Adoración es rendición total.

De la misma manera que Jesús se entregó completamente por nosotros, así debemos entregarnos nosotros a la adoración. No puede haber adoración a medias. El verdadero adorador es aquel que se ha entregado totalmente a Dios, sin reservas, sin medidas.

Jesús dijo en Mateo 6:21:“Porque donde esté vuestro tesoro, allí estará también vuestro corazón”.

Cuando el Señor es nuestro tesoro, en él está nuestro corazón. En el corazón, allí está la fuente de nuestra adoración.

¡Adoración no es cantar! ¡La adoración es mucho más!

La adoración es una actitud que debe afectar todas las áreas de nuestra vida, Porque en cada acción se refleja todo lo que hemos rendido de nuestra vida con Dios.

¿Cómo adoramos a Dios?

1. Adoramos a Dios a través de la oración.

2. Adoramos a Dios al leer la Biblia.

3. Adoramos a Dios al obedecerlo.

4. Adoramos a Dios al ofrendar y diezmar.

5. Adoramos a Dios cuando servimos a otros y en la Iglesia.

6. Adoramos a Dios cuando le hablamos a otras personas de su amor.

7. Adoramos a Dios cuando somos agradecidos.

8. Adoramos a Dios cuando lo colocamos en primer lugar en todas las áreas de nuestra vida.

Juan 4:23,24 dice: Pero la hora viene, y ahora es, cuando los verdaderos adoradores adorarán al Padre en espíritu y en verdad, porque también el Padre tales adoradores busca que lo adoren. Dios es Espíritu, y los que lo adoran, en espíritu y en verdad es necesario que lo adoren.

No debes de alabar a Dios, en base a tus sentimientos o a cómo te sientas, si no por el hecho de que él es Dios, y digno de ser alabado. El busca a los adoradores en verdad, los que realmente tienen que agradecerle de corazón por lo bueno que ha sido con nosotros, por el amor que nos da día con día, por dejarnos ver la luz del sol nuevamente, esos corazones agradecidos son lo que Dios anda buscando y esos corazones son los que quiere que le adoren.

A Él no le agradan tantos sacrificios, sino que los sacrificios que él quiere son los de un espíritu quebrantado y un corazón humillado.

Para ser un verdadero adorador, solo basta un corazón dispuesto a rendirse a los pies del Señor en agradecimiento a pesar de las circunstancias. Un adorador toca el corazón de Dios y mueve su mano a su favor.

Categorías: PREDICAS

Añade un comentario

¡Vaya!

Oops, you forgot something.

¡Vaya!

Las palabras que has introducido no coinciden con el texto. Inténtalo de nuevo.

Already a member? Iniciar sesión

3 comentarios

Responder ADRIANA
23:06 Eel 17 Ee marzo Ee 2017 
EXCELENTE
Responder andreina
15:14 Eel 12 Ee julio Ee 2016 
muy lindo este tema muy cierto!
Responder nilsa uriana
12:15 Eel 30 Ee septiembre Ee 2014 
excelente, es hermoso adorar a Dios. porque atraves de la adoracion nos transporta a su presencia. Dios les bendiga.